domingo, noviembre 20, 2005

La quinceava



Ahora resulta que México se inconforma por las pendejadas de hugo (chavez, por supuesto, aunque sánchez no canta tan mal las rancheras) y es que ni como ayudar a méxico porque tarde o temprano cualquiera nos iba a querer hacer lo mismo que Vicente nos hace a diario; y es que si de decir tonterías, pendejadas, estupideces mordacidades inmordaces, justificaciones pendejas, en resúmen, burradas, Vicente es el nomber wuan y por muncho como dirían en su san cristobal ranch.

Hugo Chavez solo retoma el impulso y nos quiere demostrar que en caracas tambien hace aire, porque Chavez, como cachorrillo de Fidel, es un buen enemigo del imperio, del "águila imperial" como lo diría el "estadista" venezolano y esto da como resultado que hugo y vicente son como dos chiquillos rompiendose la madre por demostrar que su papito es el mejor.